Musaka

Ingredientes:

Para la musaka…

  • 3 patatas
  • Sal
  • Pimienta
  • Berenjenas
  • 1 cebolla
  • 2 o 3 dientes de ajo
  • Tomates
  • ½ vaso de vino blanco
  • Queso rallado
  • Aceite de oliva
  • 400 g de carne picada (50 % vacuno, 50 % cerdo)
  • Tomillo
  • Romero

Para la bechamel…

  • 25 g de mantequilla
  • 25 de harina común o (Maizena)
  • 200 ml de leche
  • Nuez moscada
  • Sal y pimienta

Preparación:

  1. Lavaremos y pelaremos las patatas, las cortaremos muy finamente, las pondremos a hornear a 180 ºC, de 10 a 15 minutos (podríamos prescindir del horno y saltearlo en sartén) y reservaremos.
  2. Lavaremos y cortaremos finamente las berenjenas, las dejaremos un par de horas en sal, pasaremos a escurrirlas bien y hornearemos a 180 ºC de 10 a 15 minutos (podríamos prescindir del horno y saltearlo en sartén), reservándolas como hemos hecho con las patatas.
  3. Pasaremos a hacer la salsa de tomate, triturando los tomates, añadiendo el tomillo, el romero, una cucharadita de sal y una cucharadita de azúcar, para quitar la acidez. Lo dejaremos a fuego lento para que vaya macerando y reservaremos.
  4. En una sartén pondremos un buen chorro de aceite de oliva. Pelaremos y trituraremos la cebolla junto con los ajos, lo pondremos a fuego lento y cuando lo tengamos bien pochado, añadiremos la carne picada dejándola cocer durante unos 5 a 10 minutos a fuego lento, que macere bien y añadiremos el ½ vaso de vino blanco.
  5. Añadiremos el tomate frito que teníamos reservado, mezclándolo todo muy bien. Cuando lo tengamos listo lo reservaremos.
  6. Pasaremos a hacer la bechamel. En una sartén a fuego lento, pondremos la mantequilla, nuez moscada y la harina y lo coceremos todo un poco. Añadiremos la sal y la pimienta al gusto y la leche lentamente hasta que nos espese. Una vez espesada, la dejaremos en reposo y reservaremos.
  7. Ahora pasaremos a hacer el montaje de nuestra musaka. En una bandeja, pasaremos a poner una base de las patatas que tenemos reservada. A continuación pondremos una pequeña base de carne. Seguidamente una base de berenjena, otra base de carne y por último lo taparemos con bechamel. Añadiremos el queso por encima y lo pasaremos a hornear entre 10 a 15 minutos a 180 ºC, lo suficiente para que se nos dore el queso que hemos puesto. Ya tenemos lista nuestra musaka.

Quiche de setas, gambas y beicon

Ingredientes:

Para la masa quebrada

  • 250 g de harina
  • 2 huevos
  • 125 g de mantequilla
  • Sal (hierbas al gusto)

Para el relleno

  • Aceite de oliva
  • 200 g de beicon
  • Ajo
  • Cebolla
  • 1/2 kg de setas (boletos)
  • 150 g de gambas
  • 3 huevos
  • 200 ml de nata
  • 100 g de queso rallado

Preparación de la masa quebrada

    1. Pondremos en un bol la harina, añadiremos la mantequilla en punto pomada, la sal y las hierbas al gusto.
    2. Pasaremos a integrar con ayuda de las manos, haciendo que nos queden como unas migas.
    3. A continuación añadiremos los huevos que previamente hemos batido.
    4. Pasaremos a integrar todo muy bien, formaremos una bola, la envolveremos con papel film y la dejaremos reposar unos 10 minutos en la nevera.
    5. Transcurrido dicho tiempo y con ayuda de un rodillo y un poco de harina, la pasaremos a extender encima del mármol, haciendo una capa fina para poder incorporar a nuestro recipiente.
    6. Antes de introducirla en el recipiente, forraremos éste con papel de hornear, para que sea más fácil a la hora de desmoldar.
    7. Una vez forrado el recipiente, pondremos la masa, la pincharemos un poco con un tenedor y volveremos a poner otro papel por encima, tapándola y añadiendo garbanzos o frijoles (lo que se tenga a mano, para que nos haga de peso y no nos suba la masa).
    8. Pasaremos a hornear  unos 10 minutos a unos 180 ºC. Transcurrido dicho tiempo la sacaremos del horno y la reservaremos.

Preparación del relleno

      1. En una sartén, pondremos un par de cucharadas de aceite de oliva a fuego moderado fuerte.
      2. Cortaremos en taquitos pequeños el beicon y lo incorporaremos en la sartén, bajando el fuego a moderado suave.
      3. Cortaremos el ajo y la cebolla lo más pequeño posible, los incorporaremos a la sartén donde tenemos el beicon y lo dejaremos unos minutos, hasta que nos transparente la cebolla.
      4. Mientras tanto, limpiaremos y pelaremos todos nuestros boletos y los cortaremos a trocitos chiquititos, para poderlos incorporar al beicon, ajo y cebolla que ya tenemos mientras que se nos va a pochando, dejándolos también unos minutos.
      5. Cuando nos parezca que ya los tenemos cocidos, apagaremos el fuego y lo dejaremos que se vaya enfriando. Reservaremos.
      6. Mientras tanto, en un bol batiremos los huevos, incorporaremos las gambas crudas, peladas y troceadas, añadiremos la nata y el queso rallado.
      7. Cuando ya se nos hayan templado el beicon y los boletos junto con el ajo y la cebolla, lo introduciremos en la mezcla de huevo, nata y queso y lo mezclaremos todo.
      8. Una vez lo tengamos todo bien mezclado, lo pasaremos a añadir a la masa quebrada que teníamos reservada, distribuyéndolo todo homogéneamente.
      9. Cuando lo tengamos todo bien distribuido, tendremos el horno precalentado a 180 o 190 ºC e incorporaremos nuestra quiche que ya tenemos a punto de hornear, de 30 a 35 minutos. Siempre dependerá de la temperatura alcanzada del horno.
      10. Cuando ya lo tengamos cocido, esperaremos que se nos temple a temperatura ambiente, ya que si intentáramos desmoldarlo en caliente, sería muy posible que se nos rompa. Lo dejaremos templar un poco y con la ayuda del papel de hornear, nos saldrá muy fácilmente. Ya tenemos hecha nuestra quiche de beicon, boletos y gambas.