Solomillo a la naranja

  • 1 solomillo de cerdo
  • 1 vaso de zumo de naranja (dejar 2 rodajas para decorar)
  • 150 g de azúcar moreno
  • 1/2 vaso de coñac
  • 1 cucharada de Maizena (espesante no harina)

Para marinar la carne:

  • Aceite de oliva
  • Salsa de soja
  • Especies al gusto
  • Sal y pimienta
  • Un par de dientes de ajo

 

Preparación:

El marinado de la carne:

Limpiaremos de toda la grasa el solomillo.

Lo introduciremos en una fuente, añadiremos el aceite, la soja y lo especiaremos al gusto.

Lo dejaremos reposar como mínimo un par de horas, si lo hacemos por la noche mejor reposado hasta su preparación el día siguiente.

Preparación de la receta:

Prepararemos el zumo de naranja natural y reservamos.

Sellaremos la carne. Para sellarla, cogeremos una sartén con poco aceite, la doraremos a fuego fuerte por todos los lados. De esta forma, nos quedará más jugosa.

Cuando la tengamos dorada, añadiremos el azúcar, el zumo de naranja, el coñac y el líquido que nos ha sobrado de la marinada.

Lo dejaremos que hierva un rato, tapamos y dejamos cocer unos 15 minutos a medio fuego.

Si queremos la salsa un poco más espesa, añadiremos una o dos cucharadas de Maizena espesante en un vaso, añadiendo un poco de agua, removeremos bien, y lo añadiremos a la salsa dejándolo cocer unos 2 o 3 minutos más, hasta que ésta ha espesado, retirando la sartén del fuego.

Cuando el solomillo esté templado, se corta en medallones y se emplata con rodajas de naranja al gusto. Ya tenemos nuestro  solomillo listo.

    

Anuncios

Las croquetas de pollo del lunes.

Las llamo “Croquetas de pollo del lunes”, porque suelo hacerlas con el sobrante del pollo a l’ast del domingo.

Ingredientes:

  • Sobrante del pollo a l’ast
  • Una cebolla mediana
  • Un par de cucharadas de aceite de oliva o mantequilla (lo equivalente al tamaño de una nuez)
  • Harina
  • Leche
  • Un Huevo
  • Pan rallado con ajo y perejil
  • Sal al gusto

 

Preparación:

Empezaremos la elaboración, desmenuzando el pollo y reservándolo en un plato.

A continuación, picaremos la cebolla en trocitos muy pequeños y reservamos.

Pondremos la sartén a fuego lento, hasta que coja temperatura. Añadiremos el aceite o mantequilla y la cebolla reservada. A fuego lento, sofreiremos hasta que nos coja un tono transparente.

A continuación, añadiremos el pollo reservado removiéndolo todo. Agregaremos 2 cucharadas colmadas de harina y una pizca de sal si procede. Lo removemos durante unos minutos, hasta que la harina pierda la humedad, formando unos pequeños grumos. No nos tienen que preocupar ya que al introducir la leche e ir removiendo, se convertirá en una masa homogénea.image0000002

 

A continuación, verteremos la leche (300 ml. aprox.) sin dejar de remover, iremos añadiendo más o menos cantidad.image0000003

 

Cuando veamos que empieza a espesar, sabremos que está al punto, cuando al remover la masa, se nos despegue de las paredes de la sartén.image0000004

 

Apagaremos el fuego y pondremos la masa en un plato para que se nos enfríe, dejándola a temperatura ambiente y poderla trabajar.image0000005

 

Pasaremos a hacer la forma de la croqueta. Con la ayuda de 2 cucharas soperas, podremos ir dando forma a éstas (si hacemos mucha cantidad, también es un buen aliado una manga pastelera para darles forma)image0000006

 

Una vez hechas las croquetas, las reservamos.image0000007

 

Pasamos a preparar los tres platos.

El primero con harina donde rebozaremos las croquetas… image0000008

 

el segundo con el huevo batido, donde rebozaremos con huevo…image0000009

 

y el tercero con el pan rallado, ajo y perejil, para también rebozar.image0000010

 

Pondremos al fuego, una sartén con abundante aceite, esperando que coja una temperatura elevada, ya que las croquetas tendrán que quedar doradas en muy poco tiempo. Lo justo para que cojan color, ya que si las dejamos mucho tiempo, al ser una bechamel, se nos podrían reventar.image0000001

 

Ya tenemos listas nuestras croquetas.

 

 

 

 

Fricando

Ingredientes:

  • 500 g de ternera
  • Harina para rebozar
  • Sal (al gusto)
  • Pimienta (al gusto)
  • 1 Potecito de moixernons
  • 1  Cebolla grande
  • 3 o 4 Tomates  maduros
  • 1 Vaso de Vino blanco
  • Aceite
  • 1 tacita de Brandy
  • 1 Par de dientes de ajo
  • Perejil
  • 1 Picada
  • 1 l de caldo o (un par de pastillas de caldo concentrado diluidas en 1 l de agua)
  • unos piñones (al gusto)

Preparación:

Cortamos la cebolla para hacer el sofrito y la reservamos.

Cortamos el tomate en dados pequeños y lo reservamos también.

Cogeremos una cazuela y pondremos el aceite suficiente para freír ligeramente la carne.

Salpimentamos la carne por las dos caras, la enharinamos, la freímos ligeramente (para que la harina no se nos apelmace) y la reservamos en un recipiente aparte.

Si es necesario añadimos un poco más de aceite, ya que con dicho aceite pasaremos a hacer el sofrito.

En el aceite pasamos a sofreír la cebolla rehogándola hasta que este trasparente…

IMG_20140527_131250 viñeta

 

añadimos el tomate…

IMG_20140527_131736 viñeta

 

y dejamos a fuego lento que sofría y reduzca, se añade la carne que teníamos reservada y añadimos el brandy flameando el alcohol…

IMG_20140527_132253_1

 

Pasamos a agregar el vino a fuego muy lento, dejando unos minutos que reduzca el alcohol.

Agregamos también el caldo al gusto, para que la salsa coja la textura deseada y nos quede melosa.

A continuación añadiremos los moixernons, que previamente habremos puesto en remojo (para que se hidraten), añadimos la picada junto al ajo y perejil y los piñones, dejaremos a fuego muy lento entre 25 y 30 minutos, observando si fuese necesario, añadir más caldo del que tenemos reservado. Dejar reposar y listo.

Este plato suele ser más sabroso de un día para otro.

IMG_20140527_133456_1

Observaciones:

En el momento que añadimos los moixernons, la picada y los piñones, también se puede añadir setas varias, zanahoria y guisantes. Esto es opcional a la base del fricandó.

Solomillo con prunas y piñones

Ingredientes:

Aceite de oliva

Solomillo de cerdo

Especie “chimichurri”

Sal

Cabeza de ajos

1 Hoja de laurel

1 Cebolla

1 Tacita de Coñac

1 Brick 330ml de vino blanco

1 Pastilla caldo concentrado de verduras

50 g piñones

8 – 10 prunas con hueso

1 Picada

 

Preparación:

Salar  y especiar el solomillo en la bandeja de horno y ponerle un chorro de aceite, la hoja de laurel y la cabeza de ajos. Cocer ½ hora en el horno a 220º. A media cocción, añadir la tacita de coñac. Pasada la media hora, sacar la bandeja y dejar que el solomillo se enfríe un poco. Cuando se haya enfriado lo justo como para poderlo tocar sin quemarnos, lo cortaremos a rodajas lo más finas que podamos y las reservaremos en un plato.

mercegourmet _solomillo_prunas1

En una cazuela pondremos un chorro de aceite y añadiremos la cebolla cortada en rodajas removiendo hasta que esta quede trasparente. Pelaremos los ajos que habíamos puesto antes en el horno junto al solomillo y los introduciremos en la cazuela junto con la hoja de laurel, las rodajas de solomillo, el vino (los 330ml.) las ciruelas y los piñones. Dejamos cocer a fuego lento y añadimos la picada junto a la pastilla de  caldo concentrado disuelta en medio litro de agua y lo dejamos reducir durante una media hora (si es necesario podemos añadir un vasito de agua por si se nos espesa demasiado la salsa)

mercegourmet_solomillo_prunas3

¡Listo! Un plato riquísimo e ideal para cuando tenemos invitados.

mercegourmet_solomillo_prunas2