Bizcocho de manzana y nueces

Ingredientes:

  • 1 limón
  • 2 manzanas reineta grandes
  • 3 sobrecitos de azúcar avainillado
  • 1 cereza
  • 5 huevos
  • 1 pizca de sal
  • 125 g de azúcar
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 70 ml de aceite de girasol
  • 125 g de harina
  • 1 sobre de levadura
  • 1 puñado de nueces

Preparación:

Lavaremos bien el limón, rallaremos la piel y reservaremos.

Lavaremos y pelaremos las manzanas, partiéndolas por la mitad y descorazonándolas. Las cortaremos en láminas muy finitas y las rociaremos con el zumo de medio limón, del cual acabamos de rallar la piel. Las reservaremos.

Con papel vegetal, forraremos el fondo del molde, en el cual vamos a hacer el bizcocho. Una vez forrado, verteremos los 3 sobrecitos de azúcar avainillado. Si se prefiere se puede hacer un almíbar y poner el azúcar caramelizado.

Con la manzana laminada, forraremos todo el fondo, poniendo en el centro la cereza. La manzana sobrante nos servirá para el relleno. Este tipo de bizcocho, se llama bizcocho de manzana invertido, ya que cuando esté acabado, le daremos la vuelta quedando en el fondo la actual parte superior. Ya teniendo el fondo forrado, lo reservaremos y pasaremos a hacer el bizcocho.

Cogeremos los 5 huevos y 2 bols. En uno pondremos las claras y en otro pondremos las yemas.

Donde tenemos las claras, echaremos una pizca de sal y un cuarto del azúcar (unos 30 g) del total que tenemos preparada. Lo mezclaremos, pondremos las claras a punto de nieve y reservaremos.

Cogeremos las yemas, empezaremos a batirlas agregando el resto del azúcar, la ralladura del limón, la esencia de vainilla y el aceite.

Una vez tengamos todo incorporado, añadiremos tamizadas harina y levadura, hasta que consigamos integrarlo. Añadiremos las nueces y en trozos, el resto de manzana que nos haya quedado, bien mezclado.

Una vez lo tengamos todo integrado y sin que pierda el aire que haya cogido, añadiremos las claras que tenemos a punto de nieve.

Cuando todo esté bien integrado, lo pasaremos al recipiente que tenemos reservado con la manzana en el fondo, añadiendo todo el preparado del bizcocho por encima.

Hornearemos durante 35 o 45 minutos dependiendo del horno, a una temperatura de 180 ºC, con calor arriba y abajo. Si nuestro horno dispone de aire, mejor. Si no lo tiene, es suficiente.

Transcurrido dicho tiempo, pincharemos para verificar que el bizcocho este completamente cocido.

Una vez esté frío, pasaremos a desmoldarlo dándole la vuelta, quedando el reverso por encima.

Ya tenemos nuestro bizcocho de manzana hecho.

La decoración se puede hacer al gusto, por ejemplo con chocolate con nueces o con lo que mejor nos agrade.

 

Islas del paraíso con toque

Ingredientes:

Crema de calabaza

Ingredientes:

  • Un puerro
  • Una cebolla dulce
  • Una calabaza pequeña
  • 10 o 12 nueces peladas (opcional al gusto la cantidad a poner)
  • Sal al gusto
  • 3 patatas
  • Un chorro de aceite de oliva
  • Una cucharada sopera de queso mascarpone
  • Una cucharadita de jengibre
  • Un litro y medio de agua (o caldo vegetal)

Preparación:

Cogemos y limpiamos todas las verduras. Sin mezclar éstas, las cortaremos a trocitos pequeños y las reservaremos.

Pondremos un chorro de aceite generoso en la cazuela, e introduciremos en primer lugar el puerro. Lo sofreiremos a fuego muy lento un par de minutos.

A continuación, añadiremos la cebolla y la calabaza, lo rehogaremos un par o tres más de minutos a fuego muy lento. Añadimos las nueces, el jengibre y por último las patatas, poniendo la sal al gusto…

Image0000002

Añadiremos un litro y medio más o menos de agua. Lo dejaremos a fuego lento de 20 a 30 minutos.

Prácticamente, cuando estemos a punto de apagar el fuego, introduciremos la cucharada de mascarpone haciendo que se disuelva.

Antes de apagar el fuego, nos aseguraremos que la calabaza y la patata estén bien cocidas. Lo pasaremos todo por la batidora, hasta lograr la textura deseada. Si no nos gusta el espesor que tiene, lo pasaremos por un chino o colador.

Si nos ha quedado muy clarita y nos gusta un poco mas espesa, solo tendremos de dejarla a fuego lento, removiendo de vez en cuando para que no se nos pegue, hasta que reduzca un poco. Por el contrario, si ha quedado muy espesa y nos gusta más clarita, añadiremos un poco de agua templada o caldo vegetal.

Ya tenemos hecha nuestra crema de calabaza…

Image0000001

Turrón de nata y nueces

Ingredientes:

225 g. de almendra molida

225 g. de azúcar glass

100 g. nata para montar

100 g. de nueces

 

Preparación:

En una cazuela pondremos la nata a fuego muy lento. Sin dejar de remover iremos añadiendo el azúcar. Cuando burbujee un poco, lo apartaremos del fuego.

Añadiremos las nueces y la almendra molida hasta que todo quede bien compacto, y lo pasamos a la mesa de trabajo para que se enfríe un poco.

Lo introducimos en el recipiente, que previamente habremos forrado con papel de hornear y lo dejaremos lo mas liso que podamos. Lo tapamos e intentaremos ponerle algo de peso encima, entre uno a dos días de reposo, ya tenemos hecho nuestro turrón de nata y nueces.

Image00006    Image00001